Las claves infalibles para el correcto posicionamiento estratégico de tu marca

febrero 26, 2018

Las claves infalibles para el correcto posicionamiento estratégico de tu marca

A Gianni Versace, figura eterna y referente en el mundo de la moda, se le atribuye la siguiente frase: “No dejes que la moda te domine, tú decides quién eres y qué quieres expresar”.

Muy bien Gianni. Nos has dado una lección magistral de empoderamiento, de decisión frente al mercado y también de autonomía, pero, ¿qué puedo hacer yo, que acabo de empezar, y ni Madonna ni Elton John llevan mis prendas?

 

 

Aunque quizás tus objetivos no sean tan ambiciosos como que dos de las figuras más poderosas del pop del siglo pasado vistan tus camisetas, tendrás que empezar por el mismo lugar. Por el principio. Por el posicionamiento estratégico de tu marca. No sólo en el ámbito digital, sino también y sobre todo en el “analógico” o convencional.

El mundo de la moda no es precisamente un páramo. O, dicho invirtiendo y cambiándole algunas palabras de lo que dice Chenoa: “Cuando tú vas, la competencia viene de allí”. En otros términos: la rivalidad es feroz, es muy posible que alguien ya haya hecho lo que tú aspiras a hacer.

Ha quedado claro, ¿no? Hay muchos competidores y es absolutamente necesario analizar todas las variables antes de lanzar tu producto. Sólo así conseguirás poner en práctica una estrategia coherente, continuada y persistente. Una estrategia que tenga en cuenta el marketing digital y que pivote alrededor de conceptos vinculados a este tipo de marketing.

Si eres de números, te dejamos una fórmula como síntesis y como paso previo para abrir boca. Te la puedes tatuar en la frente o memorizarla como en su día, en EGB, hiciste con la fórmula de las ecuaciones de segundo grado:

Posicionamiento=Producto+Precio+Promoción+Localización+Conocimiento de tu entorno

1. Analiza tu entorno

¿Verdad que sería absurdo plantearse empezar a hacer una paella con la única referencia de haber comido buenos arroces en un chiringuito de Alicante? Pues esto es lo mismo. La intuición, la sinestesia o la memoria no son criterios fiables.

Igual que si quisieras hacer bien esa paella tendrías que preguntar, leer recetas e incluso ver algún vídeo sobre cómo se cocina, para dar el pistoletazo de salida a tu marca tienes que tener un denso conocimiento del mercado.

Puedes empezar tomando notas del diseño de aquellas páginas con las que aspiras competir, del uso que hacen de sus redes sociales y ver cómo emplean su newsletter. Grábate a fuego lo que dijo Picasso en su día: “los grandes artistas copian, los genios roban”.

Para profundizar, te puede ser útil visitar páginas como Similarweb que te permite (en su versión gratuita, en la de pago las opciones, lógicamente, se amplían) hacer un exiguo análisis de la competencia. Viendo parámetros como de dónde reciben las visitas, quiénes son sus competidores, en qué posición del ranking de páginas españolas se encuentran… Toda esta información muy útil para empezar.

Profundiza todo lo que puedas y no te olvides de tomar notas de todo lo que te llame la atención.

 

2. Defínete a ti mismo

No, no es el título de un capítulo de un libro de autoayuda, aunque lo parezca. Es el siguiente paso a seguir.

Hay que responder a las 5W que se plantea el periodista como dogma. Hay que ser todo lo introspectivo posible. Tienes que analizar tu empresa y decidir qué imagen quieres ofrecer al mundo. A pesar de que existen corrientes de pensamiento que afirman que a una marca no la posicionan las empresas sino los consumidores, yo creo que lo que ocurre es una conjunción de ambas ideas. Decisión o emisión y percepción.

Plantéate preguntas como “¿qué es y qué aspira a ser tu marca?” y trata de resolverlas en equipo. A través del brainstorming se generan buenas sinergias de pensamiento y aparecen ideas interesantes.

Una marca se compone de experiencias, interacciones y actitudes proyectadas. Es una entelequia, un concepto, un todo. Coexiste de forma diferente en la mente de quien la percibe: para ti Corega es una cosa y para tu abuela es otra.

Intenta, entonces, que quien tiene que percibirla la perciba como quieres que sea percibida. Parece lioso, pero no lo es en absoluto y te lo explicamos en el siguiente punto.

via GIPHY

3. Define tu target

Si no sabes quién es tu público potencial estás matando moscas a cañonazos.

La definición de tu target es imprescindible para todas las fases del proyecto: desde la creación del producto hasta la distribución y la promoción del mismo. Sabemos que no tienes recursos para poner un anuncio en la televisión y que probablemente tengas que promocionarte por Facebook Ads, ¿cómo lo vas a hacer si no sabes quién es tu público potencial?

Trata de ser lo más preciso posible y no tengas miedo a renunciar a según qué gente o nichos. Intenta definir cómo es tu comprador ideal. Haz encuestas, pregunta a tu audiencia, observa dónde pasan el tiempo.

En este post de Marketing Libélula te aconsejan analizar a la competencia en base a problemas, deseos y valores, lo cual puede ser una muy buena opción.

Averigua a quién te diriges y te fortalecerás.

 

4. Define tu propuesta de valor

¿Por qué alguien debería comprar una camiseta de tu marca y no una de Zara? Si no puedes responder a esta pregunta, igual no te merece la pena seguir leyendo. Has llegado hasta el cuarto punto, enhorabuena.

Ahora en serio, si sabes en qué te diferencias de tus competidores, tienes mucho ganado. Si no lo sabes, te decimos las dos formas principales a través de las cuales puedes crear puntos fuertes:

  • Ventaja diferencial. Aquí la humildad no cabe. Pregona a los cuatro vientos qué es lo mejor que haces. Si haces zapatos a mano, quizás es más importante el hecho de que los haces a mano que el hecho de que hagas zapatos. Un ejemplo de posicionamiento estratégico a través de ventaja diferencial podría ser Apple, que ha encontrado en el minimalismo, la simplicidad y la excelsa atención al cliente una ventaja diferencial clarísima.
  • Por precio. Es otra opción. Un ejemplo de posicionamiento estratégico por precio podría ser Primark o casi cualquier marca blanca. Aunque parece evidente que para tener precios bajos tengas que tener grandes volúmenes de producción para poder poner en marcha una economía de escala.

En esta entrada de Shopify plantean la posibilidad de cambiar las reglas de tu entorno. Aunque es más una estrategia de comunicación que de posicionamiento. El ejemplo que ponen es el de Cards Against Humanity, un juego de mesa cargado de humor negro, que lo venden como un juego “despreciable y torpe como tú y tus amigos”.

 

5. Busca tu lugar

Como parte de la estrategia de posicionamiento, es fundamental buscar y encontrar tu lugar. No tendría lógica que, si vendes rebequitas a octagenarias, lanzaras un anuncio en Instagram dirigido a hombres de 25 a 30 años. De hecho, salvo que formase parte de una estrategia más compleja, no sería lógico que lanzaras un anuncio en Instagram.

Igual que tampoco tendría mucho sentido poner una tienda de bañadores en una parada de servicio en Despeñaperros. No todo es el mundo digital.

Tienes que encontrar tu lugar, sí, pero también tu momento. Es muy importante hacerse un calendario con fechas claves para la promoción de tus productos.

Por ejemplo: si tienes una librería o una floristería en Barcelona, el día de Sant Jordi vas a sacar más dinero que el que tiene un oligarca ruso en su cartera.

Persigue y marca en rojo los días importantes desde el punto de vista adquisitivo.

Otra cosa que también has de valorar es el Test&Learn. Esto es, probar y aprender. Golpear y preguntar. Medir todo lo que haces. Ver si funciona y, si es el caso, repetir esa conducta. Y si no funciona, probar con otras alternativas.

Jeff Bezos lo define a la perfección en la siguiente frase: "Si eres bueno corrigiendo en el durante, estar equivocado puede ser menos costoso de lo que crees, mientras que si eres lento va a ser caro seguro".

 

6. Ahora, en la web

Bien, ya sabes todo o casi todo lo referente al posicionamiento estratégico de tu marca. Lo que tienes que hacer in the real life. Ahora te toca trazar una buena estrategia de marketing digital en la web 3.0.

El posicionamiento de la marca fuera de internet, en el mundo real, es muy importante, pero dentro de internet quizás lo es más. Las características que integren la campaña de marketing digital para tu marca se pueden entender como una forma de propagar la estrategia de posicionamiento.

Pero de poco te servirá lo segundo si no haces bien lo primero: hay que empezar la casa por los cimientos. Así que si has bajado directamente hasta el tip número 6, te aconsejamos leerte los cinco anteriores.

Si haces una buena estrategia de pensamiento de la marca, pero luego no le das difusión en internet será como el árbol que cae en el bosque pero que nadie lo oye. ¿Ha caído realmente? Bien, imaginemos que Hawkers, por ejemplo, no hubiera hecho una estrategia tan agresiva de publicidad digital, ¿se podría decir que ha existido?

Probablemente sí, pero su impacto habría sido menor. De todas formas, la publicidad digital es sólo una de las patas de la estrategia de Hawkers y de cualquier marca que lo haya petado a través de internet. Algunas de las cosas que, seguro, han hecho, son las siguientes:

  • Posicionamiento SEO en buscadores. Es más probable que Pimkie lance una colaboración con Gucci que encontrar a una persona que busque en la segunda página de Google. Y es algo que todo el mundo sabemos. Si no estás en la primera página de Google, no existes. Si no posicionas tu marca teniendo en cuenta los algoritmos de Google, no existes.
  • Presencia activa en RRSS. La presencia en redes sociales no se resume en trazar una buena estrategia de publicaciones y a administrar Instagram y Facebook con Hootsuite. Es bastante más complejo que todo eso. Sobre todo en lo que se refiere a las campañas de ads. Las dos redes mencionadas ofrecen una excelente oportunidad para anunciarte, hacer mediciones y segmentar a tus potenciales compradores. El equipo de Ecommerce moda puede ayudarte a lograrlo tanto en Facebook como en Instagram. Tampoco deberías restarle importancia a una estrategia de contenidos en Instagram que baile al son de 2018.
  • Tienda online completa. Un diseño bonito, intuitivo y efectivo. Si tienes una página web en la que se le dote de importancia a la experiencia de usuario, que sea funcional y esté actualizada tendrás mucho ganado. También es importante que en tu Ecommerce le des importancia a la atención al cliente, que tengas a personal haciendo el seguimiento postventa y que incluyas programas de fidelización. Recuerda: cuanto más azúcar, más dulce.

Como bien sabes, sobre marketing digital hay mucho escrito, todo suma para mejorar tu página y para aumentar tus ventas a través de tu ecommerce y lo que a ti te funciona hoy es posible que a mí no me funcione mañana. Y viceversa. Por eso me gustaría que nos comentases el artículo. ¿Qué cosas crees fundamentales para posicionar tu marca?, ¿has hecho lo que nosotros aconsejamos?






Artículos recomendados para ti:

15 Tips para afrontar Black Friday con éxito
15 Tips para afrontar Black Friday con éxito

septiembre 11, 2018 0 Comentarios

Te estarás preguntando: "¿pero si acaba de empezar el cole, como es que ya hay que pensar en Black Friday?" ¡Pues sí, nosotros sí, y tú también deberías! 

Ver artículo completo →

15 trucos para mejorar tu tienda online
15 trucos para mejorar tu tienda online

agosto 28, 2018 0 Comentarios

Para un futbolista mejorar puede significar mejorar su golpeo de balón o ganar musculatura; para un escritor puede ser aprender el significado de nuevas o viejas palabras. Pero para ti, que tienes una tienda online, ¿qué es mejorar?

Ver artículo completo →

¿Deberías contratar una agencia para llevar tus anuncios en redes sociales?
¿Deberías contratar una agencia para llevar tus anuncios en redes sociales?

agosto 21, 2018 0 Comentarios

Esta pregunta, la de si es necesario contratar a una agencia para que gestione los anuncios en tus redes sociales, es una cuestión que llega tarde o temprano. Es como la que nos hacemos sobre los reyes magos cuando somos pequeños.

Ver artículo completo →