La guía definitiva para usar Instagram Empresas como un pro en 2018

marzo 01, 2018

La guía definitiva para usar Instagram Empresas como un pro en 2018

Antes de empezar el artículo es necesario aclarar que si quieres potenciar y obtener buenos resultados en tus redes sociales vas a necesitar a todo un equipo de profesionales con distintos roles definidos.

Si regentas un restaurante y tu idea es obtener buenos resultados, vas a necesitar varios camareros, un maître, un cocinero y un ayudante de cocina (entre muchas otras cosas). Lo mismo ocurre con una empresa digital: para obtener resultados magníficos en la red necesitarás un copywriter, un community manager o un social media manager (entre muchas otras cosas).

Estando esto claro, somos conscientes de que el presupuesto no siempre permite cubrir todos los puestos mencionados y uno mismo tiene que hacer de sí mismo una self-made woman o un self-made man.

Para ti, entonces, que vas a intentar tapar todos los huecos, están escritas estas líneas.

 

 

Partamos de la suposición de que el punto en el que te encuentras es el de haber creado tu producto, diseñado una estrategia de posicionamiento estratégico y lanzado tu ecommerce.

“Y ahora qué, ¿me tengo que abrir una cuenta de Instagram?” Bueno, si tienes en cuenta que esta red tiene 800 millones de usuarios, que un 25% de estos visitan un mínimo de un perfil de empresa todos los días y que más de 25 empresas tienen su business account, quizás sí. Quizás sí que te tienes que abrir una cuenta de Instagram.

Ahora que tienes tu perfil, has leído, te han contado o te han susurrado los caballos que hay algo así como Instagram Empresa. Con buen tino, piensas: “Yo soy una empresa, ¿tengo que hacer que mi cuenta sea del tipo Instagram Empresa?”. La respuesta es rotunda y tajante: .

¿Cómo y por qué lo tienes que hacer? Y una vez hecho, ¿qué pasos tienes que seguir para petarlo y conseguir más seguidores que El Papa?

1. Primeros pasos.

En el primer punto de ESTE artículo te lo contamos: tienes que emperifollar tu perfil. Si el aterrizaje en tu perfil de Instagram fuera como una cita a ciegas, la foto sería la primera imagen visual que va a tener de ti tu cita y el texto de la bio, las primeras palabras. Tu perfil de Instagram, dicho de otro modo, es la primera imagen que ofreces a quien quiera seguirte.

Habiendo acicalado tu perfil, ahora tienes que ir a opciones, clicar en “Cambiar al perfil de empresa”, vincular tu cuenta de Facebook a la de Instagram e introducir los datos necesarios (aunque Instagram toma la información que hayas escrito en Facebook, puedes modificarla).

“Sí, sí, crearse la cuenta es muy fácil, ¿pero cuál es la utilidad práctica del Instagram Empresas?”

Lo primero: el contacto. Esta modalidad de perfil facilita el contacto de tus seguidores con tu propia cuenta. Pueden hacerlo a través del teléfono (habrás señalado previamente si prefieres que te llamen o que te escriban), del correo o acudiendo directamente a la dirección que señales.

Y lo que es más importante: puedes ofrecer toda esta información sin que te ocupe espacio en la bio.

Lo segundo: las métricas. Instagram Insights es la herramienta de analítica de esta red social a la que sólo tienes acceso en el caso de tener cuenta de Instagram Empresas.

Los datos que ofrece Instagram Insights son los siguientes: información sobre tus seguidores (edad y género de quien te sigue e interactua con tus contenidos), grado de interacción con las fotos y vídeos que subes, horas preferidas de tus seguidores… Toda una serie de datos que, bien usados, te permitirán trazar una buena estrategia de contenidos.

Además, y por si fuera poco, tener una cuenta de Instagram Empresa será uno de los primeros pasos para poder subir contenido en Instagram Shopping.

 

2. Entrena tu ojo y conviértete en un hunter de Instagram

Ficha todas las tendencias, estate siempre al día, trata de ser el primero o de ver cómo se ponen en práctica las nuevas opciones que saca Instagram de forma periódica. Instagram tiene que ser lo primero que veas al despertarte y lo último al acostarte.

Ir a “Explora” tiene que ser el nuevo hacer zapping: estudia todo lo que se hace. Piérdete en Instagram y pregúntate cómo has llegado hasta la cuenta de un influencer de Sri Lanka con ascendencia ecuatoriana disfrutando de un helado en Irán. Y plantéate, una vez allí, cómo ha hecho para triunfar.

Deberías saber qué es lo que triunfa en tu sector y preguntarte por qué: ¿qué andamiaje hay detrás de esta publicación? Muchas veces es puro azar y la viralización aduce a preguntas que sólo encuentran respuesta en El cisne negro de Taleb.

No obstante, la mayoría de las veces forma parte de una estrategia más amplia, de un estudio que ha hecho una gran marca, que ha visto un nicho y ha incursionado en él. Puede ser que no tengas los medios para hacer ese estudio, pero sí que puedes entrenar el ingenio que te permita averiguar qué es tendencia.

 

3. Vale, pero ¿qué publico?

Aunque en primera, media y última instancia tu objetivo sea vender, debes disimularlo. Tu cuenta de Instagram no es un canal de publicidad.

Piensa: si la publicidad es la moneda de pago que usamos para ver contenidos gratis en la TV, ¿por qué alguien iba a verla por gusto y, para más inri, seguir a quien la genera?

El contenido que generes debe ser brillante. No sólo vale poner fotos del producto, es mejor postear contenidos que muestren y hablen de la imagen de la marca.

En este caso, los expertos en social media insisten: el behind scenes, el making of y el backstage nos pirra. Y no porque sean anglicismos. Estamos acostumbrados a ver la cara bonita de la primera línea de la fama o lo conocido, Instagram nos permite ver la cara desconocida. Y nos gusta.

Recuerda: naturalidad, contenidos de la mayor calidad gráfica posible y publicaciones que formen parte de un todo, que tengan sentido en un contexto más amplio.

4. Demasiado copy, copy, copy

Algo que suelen decir en todos los cursos de copywriter es que un buen profesional del sector es aquel que, como un escritor, va libreta en mano todo el día para apuntar cualquier pensamiento aprovechable (a los nativos digitales las notas del iPhone nos han salvado la vida).

Un buen copywriter es un buen lector y un buen lector es, a veces, un buen escritor. Entonces, como buen escritor que eres, tienes tu propio tono. El sello que te identifica. Ese que, cuando tu audiencia lee, sabe perfectamente que pertenece a tu marca. El tono, huelga decir, tiene que ir acorde con tu audiencia: si vendes coches de alta gama no puedes hablar como Alex Gibaja.

Algo que no debería ser necesario ni decir es la prudencia y atención extrema a las faltas de ortografía. Tolerancia cero con las faltas de ortografía. Yo, particularmente, soy lo que ha venido a llamarse un grammarnazi y no paso ni media. ¿Has confundido haber con a ver? Tienes todo mi desprecio y mi unfollow.

Más cosas. Tienes hasta 2.200 caracteres, no significa que debes usar todos. De hecho, no deberías escribir parrafadas salvo circunstancia excepcional (en tal caso es aconsejable escribir el texto en un procesador de textos y pegarlo, para poder poner espacios entre párrafos): lo bueno, si breve, dos veces bueno.

A mi modo de ver, una de las claves es hacer que el usuario interactúe lo máximo posible con tu contenido. En el Time Line de Instagram, se posiciona a tu marca más arriba en función de la interacción y, sobre todo, en función de los comentarios.

Con lo cual, algo muy interesante a tener en cuenta es hacer calls to action en el cuerpo de tus copies para que los usuarios comenten las publicaciones.

En Sticky Content proponen las siguientes opciones:

  • Incluye citas de miembros del staff
  • Da información sobre la procedencia y el cómo se ha hecho el producto
  • Lanza preguntas
  • Programa sorteos
  • Cuenta hechos interesantes o curiosos
  • Describe los productos

Consejo: si vas a hacer un concurso o acabas de lanzar un producto o, por lo que sea, quieres promocionar algo. No pongas nunca el link en una publicación. Ponlo en la bio y remite a la gente a la bio. Otra opción es ponerlo en una Storie.

Consejo 2: Usa emojis.

 

5. Cuanto más azúcar, más dulce: ¿qué hacer con los hashtags?

Debe quedar claro que una publicación no debe quedar simplificada a la dicotomía de foto y texto. Detrás de cada post hay todo un trabajo intenso que debe recaer sobre varias patas.

Por ejemplo: hay contenidos que se crean porque se genera una oportunidad o una brecha en el mercado que hay que llenar, hay otros que se crean porque son contenidos de calidad y hay que darles salida ya que se apuesta por ellos.

Y dentro de este proceso de investigación y preparación del contenido, hay que reparar en los hashtags. Los hashtags son a Instagram lo que las keywords a los buscadores.

Es bastante aconsejable huir de aquellos como #Follow4Follow #Like4Like o #InstaPic porque no generan el tipo de seguidores que tu marca necesita. Es como contratar bots, no te interesa.

El hashtag no funciona exclusivamente como elemento posicionador, sino que también actúa como eslogan. Si consigues un hashtag con punch, recordable y que sintetice el espíritu de tu marca, será un puntazo a tu favor.

Por cierto, los hashtags, como las copas en una discoteca en la que coincides con tu ex, con moderación. No hay consenso alrededor de cuál es el número ideal de hashtags a usar, sin embargo, nadie ha dicho que la cifra deba estar cercana a la centena: muchos hashtags dan la sensación de ser un spammer.

Consejo: estos tips son igual de válidos para tu story.

6. Di dónde sacas las fotos y te diré quién eres (o no)

El “Explora” de Instagram también ayuda a posicionar en base a la ubicación en la que se ha tomado la foto.

Acuérdate de siempre que haces el zapping del Siglo XXI, en la parte de arriba te salen stories por localización. Y, no solo con stories, con los posts fijos pasa lo mismo.

Igual que en términos de SEO es buena idea apostar por palabras long tail, en el geoetiquetado de las fotos también es aconsejable apostar por localizaciones que no hayan sido usadas en exceso. Hay que saber jugar con eso. Por ejemplo: si subes una foto de un influencer en la Calle Tribulete, no digas que estás en Madrid, di que estás en Lavapies. Es más factible que seas encontrado porque el cerco es menor.

Ya sabes, todo suma, y la ubicación no iba a ser menos. Geoetiquetando tus fotos vas a aumentar las posibilidades de ser encontrado por tu público potencial.

7. ¿Qué hacer con las stories?

Las stories pueden ser más productivas que los posts porque, por su disposición en la página principal, son más accesibles.

Antes tenían la contra de que si había mucho trabajo detrás de la elaboración de una story, éste desaparecía al cabo de 24 horas. Con lo cual, si alguien se lo había perdido, era irreversble. Ahora con las Stories Highlights estos ha cambiado y, jugando esta carta a tu favor, te puede beneficiar en exceso.

Sergio Leis en un artículo de Ecommerce Moda, propone lo siguiente: “Es una oportunidad perfecta para venderte a través de spots. Juega con ello: imagínate crear toda una película a partir de un puñado de stories de Instragram. Puedes poner desde el proceso de fabricación de la prenda de la que más orgulloso te sientas hasta la última colección”.

Y es que tus stories se guardan automáticamente en tu archivo cuando caduquen. Así te será más fácil recordar los momentos favoritos de tu marca.

Otra cosa que deberías hacer es llevar un registro de los tipos de stories que subes: promociones, influencers llevando tu marca, fotos de tus clientes con tus productos (propónles que te manden fotos cuando lo reciben), el proceso de producción de algunos de tus productos, concursos… Recuerda, igual que en los posts aquí también sirve el consejo de la naturalidad y el backstage.

8. Mide lo que haces

Igual que el virgoréxico se mide el diámetro del músculo para comprobar si está cumpliendo con los objetivos planteados, así como si está haciendo lo correcto, tú debes analizar cada una de las acciones.

Yo soy muy fan del Test&Learn. Es una de las claves del marketing digital. La receta del éxito es muy maleable y lo que a tu cuñado le funciona, no tiene porqué funcionarte a ti.

Con lo cual, lo ideal es actuar, medir y actuar. 

Como te he dicho, Instagram Insight te permite ver las impresiones y el alcance de tus publicaciones, el rango de edad y el género de tus seguidores así como el número de visitas a la página web. Otra de las cosas más útiles es la posibilidad de ver los horarios y los días a los que es más probable que tus seguidores estén en línea.

Si eres lo suficientemente flexible como para estar dispuesto a cambiar de estrategia porque los resultados demuestran que te estás equivocando, tienes mucho ganado.

 

 

9. Muestra complicidad con tu audiencia

Lo venimos diciendo: “Quien tiene un follower, tiene un tesoro”. Bien, trata ese tesoro como oro en paño.

Instagram posiciona en el Time Line a partir de las interacciones y, dentro de las interacciones, más a partir de los comentarios que de los likes. De aquí se deduce que incitar al seguidor a que escriba comentarios para luego responderle, generará buenos resultados.

Lo mismo si te escriben por Mensaje Directo. Muéstrate amable y dispuesto a resolver cualquier tipo de cuestión: cada seguidor podría ser un cliente potencial.

Sergio Leis también lo entendía muy bien en el artículo ya mencionado: "Si te escriben comentarios, contéstales. Propón que mencionen a sus amigos en tus fotos. Organiza premios en los que premies su fidelidad. Dale a me gusta a sus fotos, coméntalas. Invítales  a que te etiqueten en sus fotos cuando se pongan tus prendas. Puedes darles pequeños incentivos. Haz todo lo que se te ocurra para fidelizar a tu audiencia”.

 

 

10 Anuncios sí, pero sin pasarse.

Cada día se suben 80 millones de fotos e Instagram las filtra en función de la interacción. Entonces la pregunta es: ¿por qué alguien debería ver la tuya?, ¿qué ofreces que te haga diferente y diferencial?, ¿has hecho todo lo posible pero tus acciones no se traducen en resultados?

Si la respuesta a la última pregunta es sí, entonces la consecuencia es obvia: Instagram Ads es tu amigo.

Dado el caso de que confíes en tu producto y no obtengas los resultados esperados, o si quieres potenciar aún más tus ya excelentes resultados, una opción es recurrir al servicio de publicidad de Instagram.

Aquí van algunas de las claves del uso de Instagram Ads:

  • Puedes crear anuncios por fotos, por vídeo o por secuencia de fotos. Sin embargo, la forma de publicidad que mejor funciona es la de vídeos
  • Igual que en tus posts, trata que no parezca que estás haciendo publicidad: usa un branding sutil y promociona tus contenidos de mayor calidad (no vayas a publicar una foto y un texto que te hayan llevado 10 minutos crearlos)
  • Que no parezca publicidad no significa que no sea publicidad. Tu objetivo es vender más, ¿no? Entonces incluye un call to action en el anuncio. Instagram permite poner una especie de botón en una esquina que enviará a quien pinche a la landing page que hayas elegido.
  • Pon en marcha la regla del 20%: no cubras la imagen con más del 20% del texto. 
  • Valora seriamente la posibilidad de hacer publicidad en stories. ¿Las razones? Pues que en stories puedes ver el alcance, la interacción y los abandonos. Las stories proporciona unas herramientas de medición más completas que los posts.

De todas formas, en Ecommerce Moda abogamos mucho por el Test&Learn y te invitamos a que pruebes cualquier opción de las mencionadas, las midas y apuestes por lo que mejor te funcione. También te invitamos a que nos escribas qué acciones te han funcionado a ti o a que te pongas en contacto con nosotros si tienes algún tipo de duda.

via GIPHY






Artículos recomendados para ti:

¿Cómo empezar a vender en Instagram Shopping?
¿Cómo empezar a vender en Instagram Shopping?

julio 17, 2018 0 Comentarios

Instagram Shoping es el Santo Grial de los ecommerce.

Ver artículo completo →

Estas son las métricas a las que tienes que atender para valorar tu ecommerce
Estas son las métricas a las que tienes que atender para valorar tu ecommerce

julio 10, 2018 0 Comentarios

Aquello de “es que yo me dejo llevar por mi intuición” ha perdido todo el sentido o parte de él en la era de Internet. ¿Quién quiere intuición teniendo números? Pero, ¿en qué números hay que fijarse?

Ver artículo completo →

Con estos consejos tu página “Quienes somos” quedará perfecta
Con estos consejos tu página “Quienes somos” quedará perfecta

julio 03, 2018 0 Comentarios

Como un apretón de manos. Así podemos empezar definiendo una de las páginas más visitadas y, al mismo tiempo, denostadas e infravaloradas de tu ecommerce.

Ver artículo completo →